Altotas aunque me peguen (reflexión)

Por: Alejandra Inclán

 

Es increíble la falta de imaginación de los hombres. Son tan cortos de cerebro y tan vulgares –no todos, tengo que aceptarlo, va en dependencia de su nivel sociocultural–. Y digo esto, porque cuando ven una mujer alta en las calles,  no se les ocurre más que decir: <<Altotas aunque me peguen>>.

Qué afán de destacar esa característica de mi cuerpo, cuando gozo de otros atributos que resaltan mi belleza –disculpen mi vanidad, pero es la verdad–. Además, qué les hace pensar a los hombres que por mi altura les voy a pegar. No encuentro la lógica, qué absurda frase.

Claro, debo aceptar que mi metro con 80 centímetros no es muy común donde vivo. Naturalmente llamo la atención sin proponérmelo. Sin embargo eso no les da derecho a recordarme mi altura.

Todos los días veo hombres en exceso pequeños, y no por ello les digo: <<Zotaco te voy a usar de llavero>>. Sería rebajarme a su nivel. Aparte no es algo que me nazca hacer, ni por asomo de venganza.

Vaya, y no sólo los hombres me salen con ello, también muchas mujeres. Una vez una señora en extremo bajita me dijo casi gritando: <<¡Ay Dios mío, está usted muy alta>>. Ante ello no me pude aguantar y le dije: <<¡Y usted muy baja y no por ello me pongo a gritárselo!>> Me agarró la señora en mis 5 minutos, al igual que al anciano que una vez se me acercó y me dijo: <<¿Cómo está el aire allá arriba?>> Y le contesté: <<Mejor que allá abajo>>. Molesto por mi respuesta, el señor bajó su vista de mis ojos y se marchó rumiando algo que no entendí.

Ayer pensaba que tal vez nací en el país  equivocado.  Si hubiera nacido en un país de altos  nadie me “pelaría”.  Luego pensé mejor las cosas, y me dije: <<Nací donde debía nacer, y que bueno>>. Porque si no hubiera nacido en este país, mis padres no serian mis padres, mi hermana no sería mi hermana, mis amigos del alma no serian mis amigos del alma, la vida que vivo y que me ha gustado, no sería mi vida. Tal vez si hubiera nacido en un país de altos, también hubiera aprendido a valorar a los que me rodearían. Mas lo que yo valoro ahora, no lo cambio.

Y viendo desde otra perspectiva a mi altura, ella me da muchas ventajas. En el supermercado no lucho con los productos que están en los anaqueles más altos. En una multitud suelo ser de las privilegiadas que alcanzan a ver más que los demás. Mis pantalones de mezclilla no les tengo que cortar ni un centímetro para que me queden.  Tengo un porte y una elegancia poco común –más cuando me arreglo­–.  Si alguien me quiere agredir en la calle, desiste al pensar que la puedo pegar porque soy alta.

Está difícil que deje de escuchar diariamente <<Altotas aunque me peguen>>. Qué hacerle. Es como el pan nuestro de cada día. A pesar de ello no me puedo acostumbrar, ni evitar enojarme un poco. Siempre me ha gustado ser diferente, mas no deseaba que mis diferencias fueran tan notables en mi cuerpo.

Tendré que vivir con esto, pues aunque hubiera una forma de disminuir mi altura, no lo intentaría. Adoro ser alta, creo que me debo aguantar y pagar el precio. Soy altota, que sigan teniéndome miedo, porque si me agarran en mis cinco minutos, aunque no lo desee, sí les pego.

2 Comentarios Agrega el tuyo

  1. Cesar Sosa dice:

    La lógica detrás de “altotas aunque me peguen” puede variar de hombre a hombre. Lo más probable es que sea un intento de llamar la atención, una forma indirecta de expresar su postura. En mi opinión, sería como decir que no hay problema con tu estatura. En fin, solo quería que esa frase puede no siempre estar cargada de una connotación negativa.

    Por otro lado, no creo que los hombres solo se fijen en tu estatura, también se deben fijar en otras virtudes, pero claro, el físico casi siempre viene primero, pues es lo primero que se ve. Aun así, yo como hombre no confió del todo en los demás hombres, hay quienes de verdad pueden ser muy tontos y creerse la gran cosa, no lo dudo.

    Le gusta a 1 persona

    1. Sea la connotación que tenga la frase, no es muy agradable que te la digan. Gracias por tu comentario.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s