​Dos personas desconocidas (prosa poética)

Por: Alejandra Inclán No te quedaste conmigo, a pesar que mi esencia se quedó intacta. Sólo me quité la máscara, quedó descubierta mi apariencia verdadera amorfa  y sin forma. Te perdiste mis últimos años de alegrías, de mi oído sincero que te escuchaba cada noche, en mezclas de tristezas y absurdo existencialismo. ¿Dónde has quedado,…